Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content

Fabrica combustible a partir de residuos plásticos desechados

Dicen que la producción y venta de combustible pertenece a los más grandes, a las gigantes corporaciones que ya tienen su imperio establecido. Que fabricar gasolina a partir de residuos plásticos o cualquier otro elemento, por más efectivo que sea respecto al sistema convencional, es siempre un proyecto tentador a la vez que peligroso.

Combustible con basura plástico

Y te preguntarás, ¿Por qué peligroso? Si estamos buscando alternativas para no acabar con las reservas de petróleo del planeta, cuyos niveles están en mínimos históricos, tendríamos que alegrarnos de ver cómo surgen ideas como la que vas a conocer o incluso otras realizadas también en el estado mexicano donde han hecho pruebas para usar cactus como combustible.

Sin embargo, ofrecer una alternativa real y eficaz a veces puede despertar la curiosidad de aquellos que actualmente controlan el mercado y no desean nuevos competidores. Un mercado muy atractivo y rentable como para dejar que proyectos como éste broten.

El sector de los combustibles siempre ha sido uno de los más poderosos

Siempre se ha dicho que todos los proyectos alternativos que han ido surgiendo de forma paralela a las grandes petroleras, se han ido evaporando por arte de magia.

Estudios que demuestran su poca eficacia, pagos millonarios por ceder los derechos y un sinfín de teorías para tratar de ocultar la noticia y su continuidad. Ahora tenemos redes sociales, medios digitales que permiten lanzar el proyecto y demostrar su efectividad de forma más efectiva.

En el pasado resultaba mucho más fácil desacreditar cualquier iniciativa que no perteneciera a las grandes corporaciones. Si han caído Estados enteros por conflictos relacionados con el petróleo, imagina lo que se podría hacer a cambio de silenciar proyectos como éste.

Sea como fuere, hoy vamos a presentarte lo que, por el momento, se considera como una gran alternativa a la producción tradicional de combustible. Buenos índices de calidad, resultados interesantes y lo mejor de todo, el uso de plásticos como materia prima.

Eduardo Sahagún, el mexicano que convierte 1 Kilogramo de plástico en 1 Litro de combustible

combustible reciclado

Nuestro joven protagonista es un mexicano originario de Jalisco, cuya formación como ingeniero en el Instituto Tecnológico de Estudios Superiores de Occidente le ha permitido desarrollar un ingenioso proyecto que pretende abaratar costes en la producción de combustible.

Lleva desde 2016 desarrollando su idea, lanzando prototipos y probando cómo puede transformar los residuos plásticos en combustible apto para el consumo, tanto para camiones como para deportivos de lujo, sea gasolina o diésel.

Sus inicios no fueron sencillos, optó por emplear los residuos plásticos de un solo uso, ya que están repletos de elementos químicos adicionales que impiden que puedan ser reciclados correctamente.

Con el paso de los años, cientos de pruebas y perseverancia en desarrollar su proyecto, ha logrado crear un combustible que nada tiene que envidiar al que todos empleamos en nuestros vehículos. Buena calidad y apto para la venta al público.

Un combustible aprobado por la CREM

Lo que implica que en la actualidad se puede comercializar y emplear en toda clase de vehículos. Y esto es lo que le ha permitido que su noticia se extendiera como la pólvora, ya que en la actualidad sigue desarrollando nuevas plantas que permitan aumentar su producción.

Eduardo asegura que al principio no era fácil convencer a la sociedad sobre la calidad de su nuevo producto. Recordemos que, a pesar de ser un combustible, es un elemento esencial para el correcto funcionamiento de cualquier motor de combustión, por lo que siempre hay que saber qué contiene y cómo actúa.

La mayor parte de la gente creía que este nuevo combustible podría dañar su vehículo, sin embargo, los estándares de calidad y la aprobación de la CREM le han servido para demostrar que no existe riesgo alguno y posee propiedades similares a los combustibles convencionales.

Una idea ingeniosa que ya se ejecuta en varios estados del país

En la actualidad, el proyecto de Eduardo ya se está ejecutando en dos estados de México, mientras que sigue negociando y creando nuevos acuerdos con empresas que han visto con buenos ojos esta iniciativa.

Este mismo año, esperan comenzar con su obra maestra en Jalisco, donde se construirá una nueva planta capaz de proporcionar hasta 10.000 Litros de combustible al día. Cifras interesantes que bien podrían permitir el suministro constante de muchas empresas de la ciudad.

Te dejamos un vídeo en el que podrás conocer mejor el proyecto que desarrolla la empresa de Eduardo, así como el proceso que utilizan para conseguir crear un combustible realmente interesante y a bajo coste. Toda una iniciativa para acabar con los combustibles fósiles.

Un proyecto alternativo que permite reducir la cantidad de plásticos

El plástico es un elemento que contamina los océanos y cualquier zona por donde pasa. La sociedad consume tal cantidad de plástico que es imposible procesar y reutilizarlo todo. Principalmente por las características del propio elemento, que hacen complejo darles una segunda utilidad.

No obstante, ya vimos como usaban residuos plásticos para evitar la tala de arboles en la fabricación de postes. Y es que, si se investiga un poco más, el plástico sí puede lograr ser un elemento con el que se pueden hacer grandes cosas.

Muestra de ello es el proyecto que acabas de conocer para transformar estos residuos en combustible, un elemento necesario para seguir dando uso a nuestros vehículos.

👇 PUEDES GUARDARTE ESTE ARTICULO EN PINTEREST 👇

gasolina plástico basura

Comparte esta idea

Deja un comentario