Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content

Tips De Ahorro Y Cuidado Ambiental Para Este 2021

El ahorro sostenible y el cuidado ambiental son dos factores clave a tener en cuenta en todos los hogares este 2021. El objetivo para lograr el ahorro energético se empieza por descubrir los diferentes consumos de energía de tu casa. Tras identifícalos y seguir unos sencillos consejos a la hora de utilizarlos, ¡verás como muy pronto empiezas a notar que tu consumo se reduce!

¿Por dónde empezar?

El primer paso es conseguir un ahorro directo en el recibo de la luz. Las bombillas de bajo consumo o incandescentes han quedado obsoletas y en la actualidad disponemos de bombillas led de todo tipo que suponen un ahorro energético muy importante en el hogar.

Entre las principales ventajas de las bombillas led podemos indicar que son mucho más eficientes que sus predecesoras, proporcionando grandes reducciones en el consumo (llegan a proporcionar un ahorro de hasta el 80% respecto a las bombillas de tecnologías tradicionales).

Además, son un producto ecológico, pues no contienen mercurio ni otras substancias nocivas para el medio ambiente, ¡y su duración es de más de 50.000 horas!

Analizar la tarifa eléctrica contratada

Una vez reducido el consumo de luz, la siguiente opción es buscar con la empresa que nos subministra la electricidad un plan adecuado de discriminación horaria. Al igual que ocurre con las tarifas de telefonía móvil, existe una gran variedad de modalidades de la tarifa eléctrica en la que se establecen distintos precios del kilovatio por hora de luz (kWh) por periodos de tiempo al día.

Al conocer el funcionamiento de estas tarifas, nos encontramos por ejemplo que la luz suele ser más barata durante determinadas horas nocturnas, por lo que con un gesto tan sencillo como poner el lavaplatos o la lavadora durante estos horarios nos permite ahorrar en la factura final.

Por otro lado, el Instituto para la Diversificación y Ahorro de la Energía (IDAE) nos proporciona algunos consejos muy útiles para fomentar el ahorro en nuestra vida diaria. Por ejemplo, al dejar el televisor en espera, con el piloto rojo encendido, la factura de la luz se puede incrementar en más de 40 euros al año.

Otro hábito que según el IDEA ayuda a ahorrar energía es lavar la ropa con agua fría o usar el programa eco de la lavadora, que consume menos. Al parecer, según sus informes, entre el 80% y el 85% del consumo energético que se produce en una vivienda media proviene del calentamiento de agua durante el lavado.

En cuanto al invierno, en muchos hogares se incrementa la temperatura del termostato por encima de los 21 grados, lo cual, según apuntan los expertos, cada grado de más implica consumir un 7% más de energía.

Finalmente, no debemos olvidar que al comprar un nuevo electrodoméstico debemos fijarnos siempre en su etiquetado energético, pues un electrodoméstico más barato pero que consuma más energía a la larga significará un gasto mayor, y encima el planeta sufrirá las consecuencias.

👇 PUEDES GUARDARTE ESTE ARTICULO EN PINTEREST 👇

Comparte esta idea

Deja un comentario